Puerta al Empleo – Triunfar en una entrevista

¿Cuántas veces nos hemos quedado sin palabras al acudir a una entrevista? Si realmente quieres conseguir un empleo, aprende a triunfar en una entrevista de trabajo. Lograrás el éxito de tu carrera laboral desde que pusiste tus pies por primera vez al otro lado de la puerta.

Acude siempre puntual a la entrevista, siempre mejor acudir 10 minutos antes que no un minuto más tarde.

Ordena la documentación que debes presentar y llévala en una carpeta apropiada para ello, lleva siempre tu currículum a la entrevista junto con tu porfolio, independientemente de que no se hubiese solicitado.

Cuida tu aspecto físico y psíquico y acude a la entrevista si realmente te sientes cómodo para ello, con interés y positividad, acudir a una entrevista con el ánimo muy bajo se notará desde el primer minuto.

Es importante cuidar el aspecto físico, la vestimenta, el calzado y las manos. En ciertos puestos de trabajo se tiende a fijarse mucho en las manos, es importante tener las uñas bien cuidadas y cuidar que el esmalte esté perfecto.

Evitar llevar ropas incómodas, sombreros o bufandas que no puedas retirarte al sentarte, provocarán un continuo movimiento involuntario que puede resultar desagradable durante la entrevista. (ver más sobre esta información )

LA ENTREVISTA DE TRABAJO

Actitud en la entrevista de trabajo

La actitud en la entrevista de trabajo es fundamental para que la persona pueda valorar tus cualidades, saber si realmente serías un buen candidato, incluso mucho antes de dar una sola respuesta.

El entrevistador está capacitado para atender a la persona, realizar una visual de ese posible candidato, realizar una escucha activa y valorar su capacidad a la hora de realizar un diálogo coloquial en el que pueda expresar sus verdaderos objetivos como futuro empleado. Al igual que en una llamada de teléfono, los primeros minutos son los que realmente importan, la escucha consciente del entrevistador será fundamental durante los primeros instantes de la entrevista, por ello es muy importante ir bien preparado y no quedarse sin ese puesto de trabajo a causa de una mala preparación de ese importante momento.

¿Qué decir en la entrevista de trabajo?

El lenguaje verbal y el lenguaje físico son importantes, una actitud positiva, entregada y coloquial sin resultar excesiva, es parte fundamental para que la entrevista de trabajo sea realmente adecuada.

Se debe evitar la repetición en el lenguaje verbal, una actitud repetitiva parece tratar de convencer a alguien, también hay que retirar las muletillas o los típicos latiguillos, tampoco debes acudir con una conversación demasiado preparada de lo contrario se denotará la típica “conversación en la que parece estar escuchando a un robot” que se percibe en muchas ocasiones en las teleoperadoras al otro lado del hilo telefónico.

Es muy importante citar a modo de presentación lo que de verdad importa en ese puesto de trabajo, es fundamental saber responder a las preguntas del empleador sin sentir el temblor por no saber que decir o dejar demasiados espacios vacíos a la hora de dar una respuesta, convertir una entrevista en una conversación monótona o excesivamente parada puede ser más que suficiente para que quedes descartado de tu puesto de trabajo independientemente de que las cualidades profesionales y la experiencia previa puedan ser suficientes.

Decántate por la tranquilidad, no te agotes, expresa respuestas ligeramente breves, actitud positiva y seguro de ti mismo, es importante ser flexible y tener la capacidad de improvisar ante una situación que quizás resulte inesperada.

En la mayoría de las entrevistas, el entrevistador marca un camino, pero si realmente te ves capacitado para el trabajo, atrévete a dar el paso y mostrar cierta personalidad, en cierto modo utiliza esa capacidad de liderar que te diferencia del resto de los candidatos, muestra las ambiciones laborales, lo que puedes aportar, sin citar en demasía tus puntos positivos, pasando por alto las complejidades en otros trabajos y centrándote exclusivamente en tu valor como futuro trabajador de la empresa.

Es muy importante sentir que dominas tu dialogo verbal, ser capaz de ser sincero sin parecer arrogante y tener la firmeza de saber que decir en cada consulta que pueda hacerte esa persona.

¿Qué no se debe hacer en la entrevista de trabajo?

Bueno evidentemente lo que no se debe hacer en la entrevista de trabajo es: llegar tarde, bostezar, reír a carcajada o hacer esfuerzos por reír, titubear, ser sarcástico, contrariar a la persona hablando de cosas que no tienen relevancia ni importancia en la entrevista, responder a las preguntas con nerviosismo o prisas, no prestarle atención o no verle de frente, falsear las respuestas a tu antojo sin tomar en cuenta lo dicho anteriormente, hablar de un empresario para el que se ha trabajado con anterioridad, citar información sobre el salario a percibir sin haber apenas comenzado a dialogar, no saber escuchar al entrevistador e interrumpirle continuamente, cruzar los brazos (actitud defensiva, muestra incomodidad o cansancio)….

Evidentemente todos estos puntos anteriores deben ser tenidos en cuenta si realmente no se quiere quedar mal en una entrevista de empleo, es importante tener claros los puntos a tratar en la entrevista, a que se ha acudido a la misma y cuáles serían los motivos de rechazo por los cuales no estarías interesado en el trabajo que te ofrecen, de este modo puedes consultar dudas o dejar claros puntos de vista a la hora de ocupar un puesto de trabajo con condiciones favorables por ambas partes. Recuerda que cuanto mayor es el conocimiento sobre los temas a tratar en una entrevista de trabajo, mejores podrían ser tus argumentos.

El Final de la entrevista de trabajo

Al final de la entrevista de trabajo es importante realizar las consultas oportunas que no han quedado claras y no hubiese citado a lo largo de la entrevista, denotará interés por tu parte y una mayor seriedad en este tema, sin ofensas aprendiendo a escucharle, marca pautas en la pregunta que has querido hacerle y espera respuesta asintiendo con la cabeza.

Consulta cuando te llamarán para citar con más claridad los puntos sobre el trabajo si sales seleccionado o espera a que la propia persona te comente este tema.

No te muestres ausente o con prisas en ningún momento, evita nerviosismos y tartamudeos hasta el final de la entrevista, una actitud positiva en todo momento, con la frente altiva y con ganas de conocer a fondo el tema.

Despídete agradeciendo y con un gesto gentil, el lenguaje corporal en esta última fase de la entrevista es realmente muy importante.

Y ya para terminar recuerda, Nunca muestres una actitud defensiva aunque puedan incomodarte algunas preguntas. Para triunfar en una entrevista de trabajo es importante ser tolerante y educado, evitar situaciones adversas para ambos o hacer sentir falta de interés.

Si crees que en este artículo han quedado temas por tocar, háznoslo saber, estaremos encantados de completar este tema con todos los puntos que posiblemente hubiesen podido quedar olvidados o que hubiésemos querido citar en un segundo artículo referente a cómo encontrar la puerta al empleo sin necesidad de dejar de ser nosotros mismos. Mostrando los valores personales y profesionales para lograr el éxito de nuestra carrera profesional.

Posiblemente, si has seguido todos los pasos de este y los otros artículos relacionados con esta temática, puedas notar que la entrevista de trabajo ha ido bastante bien y que tienes claras posibilidades de conseguir el puesto de trabajo ofertado por la empresa. Prepara bien la entrevista, el currículum, la oratoria para dejar claro que conoces bien el tema e informa de una manera muy sugerente que puedes ser la mejor opción para el puesto.

Colabora con actualidadempleo.es, te invitamos a compartir este artículo en tus redes sociales y a dejar tu comentario.

  • ¿Te gustaría presentarte a una entrevista de trabajo pero no crees tener la formación suficiente para debatir ciertos temas a pesar de tu experiencia en el sector?

Revisa los cursos online y estudia en tu tiempo libre, no pierdas la oportunidad de aprender o mejorar tu formación y aumentar tus posibilidades de encontrar un empleo a tu medida, sin que los estudios o la experiencia supongan un problema, resuelve esta cuestión estudiando a tu ritmo.

Leer más sobre las entrevistas de trabajo en Claves para una entrevista de trabajo