300 extrabajadores de Isofotón se unen para reactivar la fábrica

Más de 300 extrabajadores de Isofotón, en concreto 320 personas, se han mostrado interesados en constituir una sociedad anónima laboral para reactivar la factoría de Málaga, según han indicado a Europa Press fuentes de Fiteqa CCOO.

Las fuentes han precisado que hasta el momento 320 trabajadores se han comprometido con su firma a colaborar en este proyecto, para lo cual el sindicato ha convocado el 6 de febrero a una asamblea en el salón de actos del edificio administrativo de usos múltiples de la Junta de Andalucía, conocido como edificio Negro), donde se hará oficial dicho apoyo y se expondrá el nuevo proyecto.

Este nuevo plan de negocio contempla el apoyo de 240 antiguos trabajadores y la aceptación del mismo por parte del principal acreedor privilegiado en el concurso de acreedores, la Junta de Andalucía, a través de la Agencia IDEA y su sociedad de desarrollo Soprea, y consiste en la oferta de compra de las unidades productivas en fase común de la mercantil Isofotón S.A.

Precisan que la oferta se presentará por medio de una sociedad laboral, constituida por estos 240 trabajadores, a iniciativa privada de los exdirectivos trabajadores, tipo ‘Management Buy Out’ (MBO).

Las fuentes han asegurado que esta iniciativa privada “está completamente desvinculada de la propiedad actual”.

Los objetivos y claves de este proyecto son “el mantenimiento de 240 empleos directos, más aproximadamente 50 indirectos suscritos a esta fábrica; la continuidad de la actividad fabril; la apuesta por el mantenimiento del sector que consideramos estratégico como es el de las energías renovables”.

Asimismo, pretenden que “no se pierda definitivamente la inversión pública de la Junta de Andalucía en el sector solar y en la última década”, además de “una puesta en valor del ‘know how’ y la experiencia de los profesionales de Isofotón; el mantenimiento de la marca pionera en el sector de las renovables; y la apuesta por el tejido industrial y de servicios a nivel regional, preservando el centro de competencia en Andalucía”.

En dicha asamblea se presentara un nuevo proyecto como solución alternativa elaborado por un grupo de exdirectivos, con el objetivo inmediato de “evitar el cierre definitivo de la actividad de Isofotón, que es referente a nivel mundial en el sector de las energías renovables”, bajo el asesoramiento y colaboración de las secretarías generales de Málaga y Andalucía de Fiteqa-CCOO.

El sindicato ha recordado que actualmente y después de los distintos ERE “con más de 700 despidos”, la mercantil Isofotón se encuentra inactiva “y abocada al cierre de sus instalaciones y la inminente apertura del proceso de liquidación judicial, con su consiguiente desmembramiento por subasta y la pérdida de la totalidad de la actividad, empeorando aun mas la posibilidad de cobro de los derechos adquiridos por los extrabajadores”. Precisan que éste ha sido el detonante para la presentación de dicho proyecto.