¿Cómo voy a tener experiencia laboral si nadie me contrata?

Estando en una cafetería de una universidad, oía a los jóvenes compartir sus problemas a la hora de conseguir trabajo. “Las cosas no han cambiado tanto”, pensé, “porque la queja es la misma de siempre”:

– Si no tienes experiencia laboral no te dan trabajo… pero ¿cómo voy a tener experiencia laboral si nadie me contrata?

Cuando el estudiante universitario desea pasar del aula a la oficina, los reclutadores quieren conocer su experiencia laboral previa, pero si es su primer empleo, el panorama puede ser gris: muchos son rechazados y no consiguen el puesto.

No te desanimes. El no tener experiencia laboral, más que un desastre, puede ser una verdadera oportunidad… ¡y las oportunidades hay que aprovecharlas!

Por ejemplo, práctica profesional es justamente eso: tu gran oportunidad para aplicar en la industria lo que has estudiado en la universidad, pero sin las presiones de un trabajo fijo. Es, lo que podría decirse, “la hora de la verdad”, donde tus conocimientos y habilidades son puestos a prueba en el mundo real, pero con una red de seguridad. En algunas carreras, la realización de prácticas es requisito obligatorio para obtener el título, pero incluso cuando tu carrera no lo exija, ¡haz una! A veces esa corta práctica puede abrirte las puertas del mundo laboral, ampliar tu red de contactos profesionales o ayudarte a desarrollar tu inteligencia emocional.

Las prácticas profesionales también tienen su lado oscuro: muchos se quejan de jornadas interminables (con horas extra no remuneradas), tareas indeseables (el pasante hace el trabajo que nadie desea hacer), poca o ninguna protección legal (al no ser empleados formales no gozan de beneficios contractuales) y, lo peor de todo, sueldos miserables. Y es que con una pasantía no te harás rico: lo normal es que la remuneración sea mínima o, incluso, que no te paguen nada. ¿Vale la pena tanto esfuerzo? ¿Es justo tanto trabajo por poco dinero? ¿Y si después de tanto sacrificio no consigues abrirte pasó en el mundo laboral?

Estas son cuestiones que debes considerar pero, después de todo, se trata de una oportunidad para conseguir experiencia laboral o un empleo. ¿La desaprovecharías?